FES | Federación Española de Sociología

XII Congreso de la FES

¿Importa el capital erótico en el mercado matrimonial?

GT 6 Desigualdad y Estratificación Social

Autor/a
Juan Ignacio Martínez Pastor (Universidad Nacional de Educación a Distancia (Departamento de Sociología II))

Programa:

Sesión de comunicaciones orales Franja 3 : desigualdades de género
Responsable(s): María Fernández Mellizo-Soto (Universidad Complutense de Madrid)
Tipo de sesión: Sesión de comunicaciones orales
Día: viernes, 1 de julio de 2016
Hora: 09:00 a 10:45
Lugar: 103

Esta investigación comprueba por primera vez las hipótesis de Catherine Hakim acerca de la importancia del capital erótico en el mercado matrimonial. En concreto, propone analizar si el atractivo importa para 1) emparejarse; 2) emparejarse con un universitario y 3) emparejarse con alguien que tiene más estudios.

De la teoría de Hakim se deducen las siguientes hipótesis: 1) que las personas más atractivas se emparejan más que las menos atractivas; 2) que se emparejan con gente que tiene más recursos, en este caso educativos; 3) y que el capital erótico importa más para los que tienen pocas cualificaciones o vienen de un origen social obrero, ya que ser muy atractivo compensa las carencias en esas otras características.

Para comprobar estas hipótesis se utiliza la encuesta del CIS 2975 de 2013, en la que se pidió a los entrevistadores que evaluaran el atractivo de la persona entrevistada en una escala de 0 (nada atractivo/a) a 10 (muy atractivo/a). En total, se ha analizado a 1.590 varones y 1.678 mujeres de entre 30 y 50 años mediante diversas técnicas (regresión logística y análisis multinivel). Además del atractivo, los modelos incluyen variables referidas a la edad, a los niveles educativos y a la clase social de origen (ocupación del padre). El análisis incluye una comprobación de robustez, ya que se ha replicado con la encuesta 3004 del CIS, llevada a cabo unos meses después.

Los resultados corroboran parcialmente las hipótesis. 1) Ser poco atractivo reduce la probabilidad de emparejarse para los varones; pero no para las mujeres. 2) Ser muy atractivo aumenta en los varones la probabilidad de emparejarse con una universitaria. Con las mujeres sucede lo mismo, aunque en menor medida y el efecto desaparece cuando se controla por el nivel educativo. 3) Ser muy atractivo aumenta la probabilidad de emparejarse con alguien que tiene más estudios para los varones, pero no importa para las mujeres. 4) Ser poco atractiva penaliza la probabilidad de emparejarse especialmente entre las mujeres de origen social obrero, cosa que no sucede con las hijas de profesionales de grado alto. Por lo demás, no se han encontrado evidencias de un efecto distintivo del atractivo por clases sociales de origen ni por niveles de estudio para emparejarse con univertsitarios/as o experimentar la hipergamia educativa.

La investigación pone de relieve que el capital erótico es un factor que estructura procesos sociales fundamentales, por lo que los estudiosos de la estructura social deberían considerarlo en sus análisis y las instituciones que recopilan datos, medirlo en sus encuestas.

 

Palabras clave: atractivo, matrimonio, nupcialidad, belleza, clase social