FES | Federación Española de Sociología

Hombres y masculinidades: ¿esperadas ausencias en la perspectiva de género de la cooperación al desarrollo española?

GT 12 Sociología del Género

Autor/a
Marina Martins Gonzalez (Centro de Ciencias Humanas y Sociales del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CISC) / Instituto Universitario de Es)

La presente comunicación investiga las referencias a las masculinidades en la incorporación de la perspectiva de género en la política española de cooperación al desarrollo. Más concretamente, en las acciones relacionadas al combate a las diferentes formas de violencia contra las mujeres. El análisis se centra en el período iniciado con el segundo Plan Director, en el año 2005, momento de una significativa inflexión para el tema de la igualdad de género en ese ámbito.

En ese contexto, se podría esperar que el pasaje de un énfasis exclusivo en “la mujer” y sus necesidades a un enfoque que combina atención transversal y específica a las desiguales relaciones entre hombres y mujeres, podría haber abierto espacios a acciones dirigidas a varones, deconstrucción de masculinidades patriarcales y a la construcción de otras más igualitarias, como formas necesarias y complementares a la lucha contra la desigualdad de género y las violencias contra las mujeres en las zonas prioritarias de actuación de la cooperación española. Sin embargo, eso apenas ha ocurrido.

Basándonos en un concienzudo análisis documental de los principales instrumentos de planificación de esta política pública (planes directores plurianuales, estrategias sectoriales y geográficas) y de las proposiciones de intervención (proyectos, convenios y otros instrumentos) financiadas por la AECID y otras unidades de la Administración General del Estado, se constata que los hombres y las masculinidades siguen poco presentes en la perspectiva de género de esa política pública.

Considerando que el análisis se ha centrado en intervenciones relacionadas a diferentes formas y denominaciones de la violencia contra las mujeres (doméstica, familiar, de género, sexual, trata y tráfico de mujeres y un largo etcétera), dicha constatación parece aún más preocupante. La acentuada ausencia de referencias al rol del género masculino y de las masculinidades en esas acciones apunta para el riesgo de reducir “género” a “mujer/es”, “mujeres” a “víctimas” y “hombres” a “victimarios”. Pese a referencias puntuales a la participación de varones en actividades de sensibilización, prevención, atención y combate a esa problemática, preocupa que esas siguen siendo consideradas tareas exclusiva o mayoritariamente femeninas.

Palabras clave: Cooperación al desarrollo, Género, Violencia contra las mujeres, Masculinidades, España